Sin categoría

Astaxantina podría apoyar la salud del corazón y combatir el estrés oxidativo

Un estudio piloto realizado en Japón descubrió que la suplementación con astaxantina durante tres meses puede suprimir el estrés oxidativo y mejorar la función cardíaca. El carotenoide sería ideal a la hora de favorecer la tolerancia al ejercicio en pacientes que padecen insuficiencia cardíaca.

 

El estudio piloto no controlado fue realizado por investigadores del Hospital Universitario Juntendo de Japón y de la Facultad de Medicina de la Universidad Juntendo. Según los autores, la investigación ha arrojado “varias ideas novedosas”. Por ejemplo, se puso sobre la mesa la asociación del estrés oxidativo con la función sistólica del ventrículo izquierdo deteriorada.

 

Esto, a su vez, puede mejorarse mediante el consumo de astaxantina, ya que el estrés oxidativo en sangre, expresado por el nivel de metabolitos reactivos del oxígeno con diacrón (dROM), había disminuido después de la suplementación con este carotenoide. Se trata de un efecto que, según los investigadores, fue más significativo en pacientes con altos niveles de estrés oxidativo basal.

 

Beneficios en la función cardiaca

 

Junto con la reducción del estrés oxidativo y la mejora de la función sistólica del ventrículo izquierdo, hubo una mejor tolerancia al ejercicio. “La supresión del estrés oxidativo mediante la administración de astaxantina puede desempeñar un papel clave en la mejora de la remodelación y disfunción del ventrículo izquierdo (VI), particularmente en pacientes con fracción de eyección ventricular izquierda (FEVI) reducida y / o estrés oxidativo aumentado”, dijeron los investigadores.

 

Por otra parte, los autores citaron hallazgos existentes sobre cómo la astaxantina podría aumentar la respiración mitocondrial, la producción de trifosfato de adenosina y, en consecuencia, la función sistólica del VI. El estudio fue apoyado por AstaReal y subvencionado por el Ministerio de Salud, Trabajo y Bienestar de Japón y el Ministerio de Educación, Cultura, Deportes, Ciencia y Tecnología del país nipón.

 

Detalles del estudio

 

Un total de 19 pacientes se inscribieron en el estudio piloto. Todos ellos presentaron algún tipo de insuficiencia cardíaca por miocardiopatía isquémica o no isquémica. Asimismo, recibieron tratamiento durante al menos seis meses. Finalmente, solo los datos de 16 pacientes fueron válidos para el análisis.

 

Antes de comenzar con la toma de los suplementos de astaxantina, se midieron la función cardíaca, la FEVI, la concentración plasmática de astaxantina y los niveles en suero sanguíneo de los marcadores inflamatorios. Además, se realizó una prueba de caminata de 6 minutos y se llevó a cabo un registro de la distancia caminada.

 

Una vez que comenzó el estudio, todos los pacientes consumieron un suplemento de astaxantina disponible comercialmente que contenía 12 mg de astaxantina, 40 mg de tocotrienol y 30 mg de vitamina C natural (ácido L-ascórbico 2-glucósido) una vez al día. Cabe señalar que la dosis de astaxantina fue proporcionada por AstaReal.

 

Por último, se repitió un muestreo de sangre y orina, ecocardiografía y prueba de caminata de 6 minutos en una visita de seguimiento. Esto fue 3 meses después de comenzar la suplementación con astaxantina.

 

Mejoras en el estrés oxidativo

 

Las mejoras en el daño oxidativo fueron más significativas en términos de niveles de dROM. En este caso, los niveles cayeron de 385,6 ± 82,6 U.CARR a 346,5 ± 56,9 U.CARR. Esto también se acompaña de una mejora de la FEVI, que pasó del 34,1 ± 8,6% al 38 ± 10%.

 

Sin embargo, no se observaron cambios significativos en otros marcadores oxidativos e inflamatorios como CRP, TNF-α. Tampoco hubo disminución en el estrés oxidativo urinario como se ve en los resultados de 8-OHdG.

 

Respecto a la prueba de marcha de 6 minutos, la distancia recorrida aumentó de 393,4 ± 95,9 ma 432,8 ± 93,3 m. En cambio, los investigadores advirtieron que esto podría deberse al beneficio directo de la astaxantina sobre los músculos esqueléticos, en lugar de una mejora en la función cardíaca por sí sola.

 

Limitaciones del estudio

 

Como se trataba de un estudio observacional sin grupos de control, los investigadores reconocieron que no se había probado una relación causal entre la suplementación con astaxantina y las mejoras en la función cardíaca. Como tal, también señalaron la posibilidad de que la mejora en la función cardíaca podría deberse a un mecanismo que era independiente de la supresión del estrés oxidativo.

 

Cabe señalar que el suplemento utilizado en el estudio contenía tocotrienol y vitamina C, ambos son poderosos antioxidantes. Estos ingredientes también podrían haber desempeñado un papel en la reducción del estrés oxidativo y la mejora de la función cardíaca.

 

Para estudios futuros, los investigadores han recomendado un ensayo aleatorio, controlado y doble ciego. “Esto se debe a que no disponemos de datos sobre los efectos de la suplementación con astaxantina sobre el estado de estrés oxidativo, la función cardíaca y la tolerancia al ejercicio en una población real de pacientes, por lo que necesitamos un estudio de prueba de concepto como este”.

 

Los autores han añadido que “se requiere un futuro ensayo aleatorizado, controlado y preferiblemente doble ciego con un tamaño de muestra con el poder estadístico adecuado para llegar a una conclusión sólida”.

 

Referencias

 

Kato T, Kasai T, Sato A, Ishiwata S, Yatsu S, Matsumoto H, Shitara J, Murata A, Shimizu M, Suda S, Hiki M, Naito R, Daida H. Effects of 3-Month Astaxanthin Supplementation on Cardiac Function in Heart Failure Patients with Left Ventricular Systolic Dysfunction-A Pilot Study. Nutrients. 2020 Jun 26;12(6):1896

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.